¡Cuidado con el frio intenso! Hipotermia y congelación son los principales peligros para nuestra salud por el frio.

Las bajas temperaturas también disminuyen las defensas y favorecen muchas enfermedades respiratorias (resfriados, gripe, bronquitis, neumonía, etc.).

Además, el frío agrava enfermedades crónicas, sobre todo cardíacas y respiratorias, ya que todo el organismo hace un gran esfuerzo para luchar contra las bajas temperaturas.

Te lo contamos en pereznoesraton.com, el portal profesional exclusivo de IPDGrupo.com que te ofrece información para decidir sobre salud y bienestar



¡Cuidado con el frio intenso!

La Comunidad de Madrid ofrece recomendaciones para prevenir los efectos del frio sobre tu salud.

Además, te avisa de la llegada de una ola de frio y puedes acceder al Plan de Vigilancia y Control de los Efectos del Frio en la Salud 2021-2022. Este plan esta activo desde el 1 de diciembre hasta el 31 de marzo.

El nivel de alerta por ola de frío se establece en función de las predicciones de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

Se tienen en cuenta las temperaturas mínimas previstas para 3 días y se considera como temperatura umbral -2 ºC. Se distinguen dos niveles:

  • Normalidad: las temperaturas mínimas previstas para los siguientes tres días están por encima o alcanzan los -2º C. Esta situación expresa la normalidad de la temperatura invernal en la Comunidad de Madrid.
  • Alerta: Se considera que hay un incremento del riesgo por ola de frío cuando la temperatura mínima prevista para al menos uno de los siguientes tres días es inferior a -2º C.
Las bajas temperaturas disminuyen las defensas y favorecen muchas enfermedades respiratorias (resfriados, gripe, bronquitis, neumonía, etc.

Efectos del frio sobre nuestra salud

El frío intenso puede producir efectos perjudiciales para la salud de las personas, especialmente si son mayores, enfermos crónicos o niños:

  • Agrava las enfermedades cardiovasculares y respiratorias
  • Agudiza la sintomatología de las enfermedades reumáticas
  • Favorece los resfriados, las infecciones bronquiales y la gripe

Los grupos más vulnerables son las personas mayores, con dolencias crónicas (cardíacas, respiratorias, adicción al alcohol, etc.), los bebés, y las personas sin hogar o que viven en hogares con deficientes condiciones.

Recomendaciones

En el hogar…

  • Procura un buen aislamiento térmico de la vivienda evitando corrientes de aire y pérdidas de calor. Una temperatura de 20-22º C es suficiente.
  • En ausencia de un adecuado sistema de calefacción evita el sedentarismo y la quietud durante mucho tiempo. La actividad física genera calor y ayuda a combatir el frío.
  • Varias capas de ropa fina protegen más que una sola gruesa, al formar cámaras de aire aislante entre ellas.
  • Tenga precaución con las estufas de leña y de gas para evitar riesgos de incendio o intoxicación por monóxido de carbono. Todos los años hay varios incidentes graves por este motivo.
  • Evite el consumo excesivo de alcohol. Aunque inicialmente produce una sensación de calor, al final se consigue el efecto contrario y puede llegar a producir hipotermia.
En ausencia de un adecuado sistema de calefacción evita el sedentarismo. La actividad física genera calor y ayuda a combatir el frio. Viñeta exclusiva de Idígoras y Pachi en pereznoesraton.com, IPDGrupo.com.

En el exterior…

  • Manténte siempre bien informado/a sobre las previsiones meteorológicas antes de salir de casa. Si las previsiones son desfavorables y es preciso salir y, sobre todo, si hay mucho viento, ten en cuenta las siguientes precauciones:

Utiliza una prenda de abrigo resistentes al viento y a la humedad; por debajo, varias capas de ropa no apretada.

Prestar especial atención a la protección de cabeza, cuello, pies y manos, por ser las zonas más sensibles y de mayor pérdida de calor.

Procurar permanecer seco, ya que la ropa mojada enfría el cuerpo rápidamente.

Evita el agotamiento físico: el frío supone de por sí una sobrecarga para el corazón. En caso de tener que realizar un trabajo físico bajo el frío, debe hacerse con precaución, suavemente, procurando no agotarse, especialmente si se sufre alguna dolencia de tipo cardiorrespiratorio o hipertensión.



  • La tiritona es una señal inequívoca de que perdemos calor. En este caso evita permanecer a la intemperie y recógete en un lugar cálido.
  • Respira por la nariz y no por la boca, ya que el aire se calienta al pasar por las fosas nasales y así disminuye el frío que llega a los pulmones.
  • Al salir a la calle, si se han producido heladas, las personas mayores deben extremar la precaución para evitar caídas que pueden producir fractura de cadera o de otros huesos.

The post ¡Cuidado con el frio intenso! appeared first on Pérez No Es Ratón.

Suscríbete ya a nuestra newsletter

IPDGrupo © 2022. Todos los derechos reservados.