La alergia a las mascotas aparece de forma frecuente en las consultas del Servicio de Alergología.

El Dr. Enric Martí Guadaño, jefe del Servicio de Alergias del Hospital Universitari Sagrat Cor, justifica el aumento de consultas en las importantes cifras de mascotas con las que convivimos, fundamentalmente perros y gatos.

En España, en 2019, el 26% de los hogares españoles poseía un perro como mascota, mientras el 11% tenía un gato.

13 millones de mascotas

Ya en 2020, la Red Española de Identificación de Animales de Compañía cifró en 13 millones las mascotas registradas. De estas, el 93% son perros y el 6% gatos. Somos el 7º país de Europa en el ranking de las estadísticas publicadas, con Rusia y Alemania a la cabeza.

Te lo contamos en pereznoesraton.com, el portal profesional exclusivo de IPDGrupo.com que te ofrece información para decidir sobre salud y bienestar en el día a día.



¿Qué debo saber sobre la alergia a las mascotas?

La sensibilidad a las mascotas es una reacción alérgica a proteínas que se encuentran en las células de la piel, saliva u orina del animal.

Estas alergias acostumbran a manifestarse, entre otros síntomas, mediante:

  • Estornudos
  • Congestión nasal
  • Goteo nasal
  • Ojos rojos, lloros o con picazón
  • Tos
  • Eccema
  • Picazón en la piel o dermatitis alérgica

Relación directa entre alergia y mascotas

El Dr. Martí explica: «Una de las cuestiones que abordamos es informar, tras un correcto diagnóstico, sobre la relación directa entre alergia y mascotas».

Para realizar el diagnóstico se utilizan las mismas técnicas que en cualquier otra patología:

  • Hay que elaborar una exhaustiva historia clínica. Se realizan preguntas sobre contacto con diferentes animales domésticos, incluyendo hámsteres y cobayas, tanto en la propia casa o en la de familiares y amigos.
  • Tras la entrevista se programan pruebas cutáneas (sencillas) y una analítica en sangre para detectar posibles anticuerpos contra esos alérgenos.
La sensibilidad a las mascotas es una reacción alérgica a proteínas que se encuentran en las células de la piel, saliva u orina del animal.

Proteina en la saliva de gatos y perros

Si bien, normalmente, «se piensa que las alergias están causadas por el pelo de los animales domésticos, su origen está en una proteína presente en la saliva y la orina de los gatos y los perros, por citar a las mascotas más habituales.

«Estas proteínas -continúa el especialista en alergias- se fijan a las escamas secas y muertas de la piel de la mascota, la caspa».

«Estas partículas son minúsculas y pueden permanecer en el aire durante mucho tiempo con la más mínima circulación de aire, acumulándose fácilmente en muebles tapizados, alfombras, moquetas, y adherirse a la ropa».

Reacción del sistema inmunitario

La alergia se produce cuando el sistema inmunitario reacciona ante una sustancia extraña.

Al inhalar el alérgeno o entrar en contacto con él, el sistema inmunitario se manifiesta produciendo una respuesta inflamatoria en las fosas nasales o los pulmones.

«En el ABC de nuestros protocolos, explica el Dr. Martí, la letra A es evitar la causa que provoca la reacción, relativamente más fácil en alergias a alimentos o medicamentos causantes de problemas, ya que cuando entras en el mundo de los animales de compañía se añaden factores emocionales o incluso profesionales».

Es habitual oír en las consultas o en círculos de amigos que el perro o el gato es «uno más de la familia». Y también que desprenderse del animal es del todo imposible. De ahí que, cuando evitar el contacto no es posible, se recomienda usar vacunas.



¿Cuándo se usan las vacunas frente a la alergia a animales?

El tratamiento con vacunas se considera cuando no se puede evitar el contacto con los animales. Por ejemplo, si se trabaja en clínicas veterinarias, granjas u otras profesiones relacionadas con el mundo animal.

También son candidatas a la vacunación aquellas personas que conscientemente deciden seguir con el animal en casa. O las que tienen contacto indirecto con los animales y no pueden evitarlo.

También se debe considerar la vacunación en algunos niños que tienen alergia a animales y que piensan dedicarse a profesiones en contacto con ellos.

No existen vacunas disponibles para la alergia a todos los animales, sino frente a los más habituales como perro, gato y caballo. Siempre se debe consultar con el especialista en Alergología la conveniencia de realizar estas vacunaciones.

El tratamiento con vacunas se considera cuando no se puede evitar el contacto con los animales.

Consejos para alergia a los perros

El Dr. Enric Martí Guadaño, jefe del Servicio de Alergias del Hospital Universitari Sagrat Cor comenta «si hablamos con los pacientes alérgicos a los perros, cuando nos piden consejos al respecto, facilitamos los siguientes para reducir los síntomas»:

  • Elige un perro más pequeño, que va a perder menos caspa que uno más grande.
  • No permitas que entre a tu dormitorio y a otros cuartos donde pasas mucho tiempo.
  • Mantenlo en el exterior si el tiempo lo permite.
  • Baña a la mascota cada semana para quitar la caspa del pelo.
  • Elige pisos no alfombrados o lava la alfombra con champú frecuentemente.
  • Usa un purificador de aire HEPA (aire particulado de alta eficiencia) y filtros para las aperturas de ventilación para ayudar a reducir los alérgenos de las mascotas en el aire.

The post ¿Qué debo saber sobre la alergia a las mascotas? appeared first on Pérez No Es Ratón.

Suscríbete ya a nuestra newsletter

IPDGrupo © 2021. Todos los derechos reservados.